jueves, 21 de enero de 2016

La Vie : Construcción y busqueda del Sonido

Tendemos a ver la palabra formula en la música como algo malo, no siempre es así, en muchos casos una formula musical bien desarrollada no cae en lo monótono sino en la exploración constante con bases bien fundamentadas, creo que La vie es un buen ejemplo  de esto ,sus discos tienen siempre fundamentos muy en común: grabación casera, sentido de continuidad, canciones en gran parte instrumentales entre otros tantos detalles.


Entre Conexion ( disco anterior)  y Autodidacte no hay sino apenas un año de diferencia ,el año que le tomo al Arequipeño Diego Romero grabar en su casa estas diez nuevas canciones. todo hecho en su home estudio, sonido por sonido, instrumento por instrumento.

Algo que siempre me ha llamado la atención de este tipo de trabajos en los que un solo músico graba diferentes instrumentos o partes para llegar a un resultado final, es el sentido de coherencia tan prestidigitador que algunos logran. Con una banda hay un orden y  una coherencia establecida ademas de una inmediatez de los sonidos, en la grabación solista por partes hay una construcción consciente, el artista sabe que cada instrumento y sonido que graba apunta hacia algo, un resultado final que solo puedo comparar con la pintura.



Me parece bueno como ejercicio de escucha tratar de deconstruir todo los sonidos que están presentes en estas nuevas canciones de La vie. Los múltiples y brillante arreglos de guitarra ( criolla y eléctrica), los ocasionales pero necesarios aportes vocales, los pianos ceremoniales y las baterías con ese sonido profuso, esto logra dejar claro el trabajo que hay detrás de este disco, cada canción tuvo que tener su momento y ser hecha con la paciencia de quien va juntando detalles de a poco para un resultado final configurado e imaginado solo en su cabeza.


La vie en vivo ( segmento final) en el Micro Festival Sonoro de Verano

Diego Romero mismo parece un hombre de pocas palabras, la gran diferencia entre Conexión y este nuevo disco es que las canciones parecen estar mas terminadas;En  Conexión esos cierres medio abruptos eran parte del encanto aquí el sentido de circularidad tema tras tema es lo que los hace mágicos; por alguna razón Autodidacte me recordó mucho a Popol Vuh, cada vez que escribo suelo evitar las comparaciones pero en este caso creo que ver reflejado el espíritu Florian Fricke en este músico peruano, es solo una manera de resaltar lo prometedora que me resulta la carrera de La Vie.

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada